(ca) CARTA OPINIÓN Noviembre FEDERACIÓN ANARQUISTA URUGUAYA - ROSARIO

a-infos-ca en ainfos.ca a-infos-ca en ainfos.ca
Lun Nov 20 07:02:13 CET 2017


VENEZUELA ---- En 1989 se vivió en Venezuela una de las máximas revueltas sociales 
conocida como "El Caracazo". Esta revuelta popular fue motivada por las medidas tomadas 
por el gobierno de Carlos Andrés Pérez, quien entregó la economía venezolana al Fondo 
Monetario Internacional e implementó una política de shock de neto corte neoliberal. Se 
profundizaba así la crisis económica que ya vivía el país. El saldo de esta inmensa 
movilización popular fue de 3 mil muertos. ---- La aparición en la escena política de Hugo 
Chávez, un militar nacionalista, primero a través de un golpe de Estado fallido, luego 
realizando una importante campaña electoral y ganando las elecciones, concitó y canalizó 
todo el entusiasmo popular que había sido silenciado momentáneamente a balazos. El sistema 
político venezolano, ultra corrupto, no ofrecía salidas a través de Acción Democrática y 
COPEI (los dos partidos tradicionales del país). No podían confeccionar propuesta alguna 
que se viera como válida. Los parches que el sistema capitalista necesitaba en Venezuela 
finalmente, a través de un proceso complejo, los iba a poner Chávez.
Esa adhesión popular se traduce también en que diversos grupos de izquierda e incluso ex 
guerrilleros rodearon al ahora presidente Chávez. Su propio hermano, quien había sido del 
Partido Comunista está junto a él. Es más, fue su hermano quien influyó decisivamente para 
que ingresara en el Ejército para hacer cierto trabajo político en la institución.
Y llegó 2002 y el golpe de Estado fallido de AD y COPEI junto a Fedecámaras, la entidad 
que reúne a todas las patronales del país. También se produjo el sabotaje petrolero. 
Millones de personas bajan los cerros para defender a Chávez y aquello que habían 
conseguido y que le había sido negado por siglos. Más la esperanza que cifraban en el 
nuevo gobierno con Hugo Chávez a la cabeza.
¿Por qué tanto apoyo popular? El gobierno de Chávez suponía para los más pobres tener la 
alimentación asegurada y algunos beneficios y derechos sociales acuciantes y muy sentidos. 
Luego del fracaso del golpe de Estado, el gobierno chavista profundiza varios planes, las 
llamadas "Misiones" en primer lugar, "Barrio Adentro" y "Mercal", llegando a funcionar 28 
misiones en el año 2010, logrando eliminar el analfabetismo, prestar atención a la salud y 
las necesidades básicas de toda la población. Se habla de "Poder Popular" y desde los 
barrios populares se organizan los vecinos, incluyendo sus propias milicias. Florecen 
cooperativas de producción y consumo, comunas y una organización regional bastante extensa 
desde abajo. Todo ello con una gran autonomía a nivel social, ya que el Estado, en lo 
gubernamental, aún estaba con cierto control de la antigua burocracia que había apoyado el 
golpe de Estado.
Claro, el gobierno chavista había largado la consigna de "Poder Popular" pero desde 
arriba, instrumentado desde ahí, intentando construir nuevas instituciones en el Estado 
capitalista pero que fueran funcional a su proyecto y también a su concepción sobre el 
Estado. Cierto es que se generó a nivel popular un importante protagonismo que es 
imposible desconocer y que por momento y en cierto grado estructuró una sociedad paralela, 
verdaderos organismos de Poder Popular real, inicialmente con poco o nada de 
intermediación estatal. Muchos militantes radicales se integraron a esta actividad de 
Poder Popular y en el seno mismo del pueblo plantearon la necesidad de independencia de 
este organismo y de lucha por objetivos propios.
Pero claro, el Estado sólo genera burocracia y nuevos burgueses. En el lapso de unos pocos 
años, antiguos militantes y unos cuantos arribistas, fueron tomando control de distintas 
zonas del Estado y se fueron asimilando y enriqueciendo. Ese es el fenómeno de los 
"bolirricos". Lo mismo puede decirse de la casta militar, de los altos mandos del Ejército 
que han conquistado beneficios como nunca antes. A este proceso lo acompañó un determinado 
nivel de corrupción.
Todo ello ocurre en medios de nacionalizaciones, la más importante de ellas fue la de 
PDVSA, por la cual el Estado venezolano se hace con el control del petróleo, siendo 
Venezuela uno de los principales exportadores de crudo, aprovechando los altos precios de 
la década pasada. Es un proceso por demás entreverado. No hay un experimento social en 
estado puro. Allí conviven las comunas populares con el Ejército, Comunas chavistas con 
cierto grado de independencia, sectores de clase obrera clasista con distinto grado de 
apoyo al chavismo con millonarios que se han enriquecido a costillas de pueblo y la 
corrupción. No faltan burgueses tradicionales que han hecho guiñadas al chavismo para 
acomodarse a la nueva situación y sacar sus ventajas. La mayoría dispuesta a girar hacia 
otro lado cuando sus mezquinos intereses se lo indiquen.
Pero lo que no se puede negar, es que por más entreverado que sea el proceso venezolano, 
parte importante del pueblo,los de abajo, participan en la construcción de algo que se 
contrapone al capitalismo y a la penetración imperialista norteamericana, construye nuevas 
relaciones sociales, autogestiona parte de la producción, servicios y la vida social por 
sí mismo.
En el fondo es contra esa autogestión y avance del Poder Popular real, desde abajo, contra 
las conquistas logradas, contra ese sentimiento general anticapitalista y antimperialista, 
que se han levantado las clases dominantes de Venezuela y el imperialismo yanqui, donde el 
gobierno de Trump al igual que de Obama vienen jugando a nivel de las presiones 
internacionales y determinado bloqueo económico.Han aprovechado una coyuntura en la que el 
gobierno chavista cuenta con cierto e importante descontento popular por su incapacidad y 
complicidades para resolver problemas esenciales como alimentos, medicamentos y alza 
brutal del costo de vida. La derecha política, la burguesía y los mecanismos imperiales en 
acción han profundizado en todo lo posible la crisis y hasta creado y recreado esta 
situación. Esto ocurre en momentos en que el gobierno venezolano, además, ha disminuido al 
mínimo su conexión con aquel abajo que lo respaldaba.

Comunas venezolanas

En 2013 había registradas 1150 comunas y 31670 Consejos Comunales. A través de los 
Consejos Comunales la población soluciona directamente sus asuntos e interviene en obras 
de infraestructura social utilizando los recursos que el Estado entrega a dichos Consejos. 
Son el germen y base del Poder Popular.
Estos Consejos Comunales funcionan en base a asambleas barriales, donde se plantean las 
reivindicaciones pero también se organizan para concretar varias tareas y desarrollar 
trabajo social y de infraestructura en los barrios. Estas comunas fueron creadas a partir 
de 2009 y fueron concebidas por Chávez antes de su muerte como el organismo rector de la 
revolución, autogobernadas y autogestionadas. En el discurso con su independencia respecto 
al Estado y a los partidos políticos, incluso el chavista.
Las Comunas han llegado a asumir la gestión de barrios enteros, incluso el reparto de 
alimentos y atención primaria de la salud, construcción de viviendas, obras de 
infraestructura como puentes y han atendido gran variedad de problemas de la población. 
Han sido un verdadero organismo de democracia y participación directa. No obstante de 
manera sostenida y en aumento han sido frenadas desde arriba, desde la cúpula del gobierno 
chavista:obstaculizan su accionar, procuran que dependan de organismos estatales y 
burócratas, demoran la aprobación de leyes que proporcionen medios y protejan y beneficien 
el accionar comunal.
Un ejemplo que grafica el funcionamiento de una Comuna es el caso de Ataroa, reúne a medio 
centenar de consejos comunales del sur de Barquisimeto (la cuarta ciudad más grande del 
país) y otros tantos colectivos sociales, y donde, entre otras pequeñas empresas, se ha 
formado una fábrica de ladrillos que provee de material a las obras que se hacen en esos 
barrios. También la comuna ha asumido la gestión de un sistema de transporte urbano con 
ocho autobuses; de una televisión, Lara TV. Agrega un integrante activo de esta Comuna que 
la gente resuelve naturalmente sus problemas pero que: "la experiencia no ha estado exenta 
de problemas internos y externos, pugnas por acaparar cierto poder, burocracia y conflicto 
con otras instituciones del Estado".
Tenemos entonces que el Poder Popular en Venezuela, empujado inicialmente por el 
carismático Hugo Chavez,  ha estado en constante tensión con el Estado, el partido de 
gobierno, la boliburguesía, el Ejército y toda la casta de burócratas que han ido 
encontrando un lugarcito en el Estado y mordiendo un pedacito de poder y de la renta 
petrolera. Desde arriba se han ido recortando recursos, se han puesto trabas, todas las 
más posibles, al desarrollo de las Comunas y del Poder Popular, porque el crecimiento de 
esta experiencia implica en sí una fuerte contradicción con el Estado y el poder 
dominante. Un conflicto que no se va a resolver pacíficamente, sin traumas, sin rupturas, 
como muchos teóricos quisieran, sino que como enseña la historia, los conflictos de clases 
e intereses, cuando emerge un proceso desde abajo de poder popular, se dirimen a través de 
la violencia.Y en esta línea de ruptura con el sistema capitalista no está verdaderamente 
el chavismo.

La derecha, la crisis y el papel de Estados Unidos

Sin duda que para la rancia derecha venezolana las cosas habían ido demasiado lejos. Luego 
del fallido golpe de Estado de 2002, poco a poco la derecha reconstruyó sus fuerzas y ha 
vuelto por sus fueros luego de la asunción de Maduro. Huelgas patronales, 
desabastecimientos generados por los patrones entre ellos los dueños de Polar- grupo 
concentrado de la alimentación- entre otros. En ancas del descontento popular logra 
mayoría para la Asamblea Nacional. Lugar desde donde intentará políticas y técnicas de 
desestabilización y de presiones para voltear al Presidente Maduro. Que en definitiva 
apunta a voltear así el régimen chavista. "Personalidades" de esta Asamblea pertenecientes 
a la MUD realizan giras internacionales y mantienen contacto con dirigentes y 
organizaciones políticas de EE.UU. y Europa de vocación golpistas y que están dispuesto a 
jugar la carta de la mayor intervención posible en Venezuela.
Después la "guarimbas" y la estrategia de ganar las calles y desestabilizar en todo lo 
posible con métodos diversos.
El apoyo norteamericano a la desestabilización de la derecha venezolana ha sido total. Son 
diversos los organismos imperiales que brindan apoyo económico a las acciones de carácter 
golpista que realiza la Mesa de Unidad Democrática (MUD). La CIA (Agencia Central de 
Inteligencia) de Estados Unidos financia estas acciones a través de diversos organismos 
como NED (National Endowment for Democracy), colateral que desvía fondos de la CIA para 
diversas ONG`s y organismos que intentan generar el aislamiento y boicot a Venezuela. 
Evocan "democracia" y no tienen nada de "democráticos" y con el pretexto de los "Derechos 
Humanos" intentan desestabilizar la situación política y social de Venezuela.Una tarea que 
estos organismos realizan sistemáticamente a nivel de toda América Latina y que adecuan a 
la situación existente.
Tomemos como ejemplo a Provea, ONG vinculada a la temática de los "Derechos Humanos", pero 
que es financiada por organismos como Open Society del multimillonario financiero George 
Soros, por la Fundación Ford, por la Embajada de Reino Unido, la Unión Europea, entre 
otras embajadas y organismos diversos. Seguramente la Unión Europea esté preocupada por 
los DDHH de los venezolanos y otros países latinoamericanos, pero no de los millones de 
inmigrantes que llegan a sus costas padeciendo una miseria lacerante, fruto de las guerras 
que han sembrado en África y Oriente Medio, luego de haber saqueado por más de dos siglos 
dichos territorios.
Todo esto está documentado. No es una mera ocurrencia. Hay datos, informes, que aseguran 
el financiamiento yanqui a la oposición venezolana, oposición que sólo quiere dar un golpe 
de Estado. Oposición profundamente antipueblo. La intención es instalar el puro y duro 
modelo neoliberal como el que ya están llevando adelante en Argentina y Brasil, quitando 
conquistas populares y sembrando más miseria.
Además en lo político lo que se viene practicando en Venezuela desde hace ya años, no es 
ni más ni menos que el mismo plan desarrollado en Chile para derribar al gobierno de 
Allende en 1973 e imponer la feroz dictadura de Pinochet o para derrotar a la Revolución 
Sandinista en Nicaragua en los años '80. Claro, un plan que ha requerido ciertos ajustes 
de acuerdo al contexto histórico pero el modelo es el mismo. Hasta llama la atención su 
similitud.
Claro que hubo repuestas del gobierno de Maduro. Algunas de cálculos políticos no muy 
acertados o de resultados dudosos. No asumieron adecuadamente la tremenda situación 
interna donde la población carecía de cosas indispensables y la enorme especulación que 
había en torno a esta trágica situación. Por otro lado gastaron el argumento de la 
conspiración imperial hasta casi dejarlo sin el efecto debido. Cosa que intentaron 
aprovechar los dispositivos de penetración y acción imperial para hacerse los inocentes.
Finalmente vino el llamado a la elección de la Asamblea Nacional Constituyente. Aquí para 
su composición se llamó, de manera tímida, a organizaciones sociales diversas para que 
formaran parte. Pese a la limitación de su participación las organizaciones populares 
dinamizaron su acción con miras a esta integración. Hay indicadores que estos se sintieron 
nuevamente considerados en el proyecto en curso, lo que hizo renacer algunas esperanzas y 
dar cierta vida social a quienes estaban algo distantes. Aún con algunos acentos críticos 
desplegaron actividades a favor de esta instancia constituyente. Tal vez pensando que una 
vez en su seno podían lograr algunos efectos sociales favorables y algunas correcciones.
Una estrategia política del gobierno Maduro acosado que se oponía a otra que había ganado 
la calle y que desplegaba acciones en distintos campos, incluyendo lo internacional. Una 
estrategia política que quedó por momentos sumergida en una polémica de si era o no 
jurídicamente legítima. El plano en que se dirimía el tema no era jurídico, era político y 
se trataba de quien seguía o tomaba el gobierno. Ni a unos ni a otros lo desvelaba la 
autenticidad jurídica.

El abajo habló

Esta crisis política y económica abonada por la derecha golpista y por EEUU tuvo otra 
respuesta. Parecía que el pueblo venezolano a nivel general no se estaba movilizando, que 
no encontraba los caminos para frenar esta escalada golpista, pero en las elecciones 
regionales del 15 de octubre pasado, esa mayoría popular "habló" y rechazó a su manera a 
la derecha y al golpismo, dando la victoria a los candidatos chavistas en 17 de los 23 
estados. El pueblo habló en las elecciones, no tanto en la calle y retomando actividades 
de Poder Popular que es en definitiva lo que importa, pero sin lugar a dudas, esto marca 
que algo abajo, algo en el entramado popular se gestó, está ahí y se expresa.Hay una 
subjetividad a nivel popular, con elementos confusos y contradictorios es cierto, pero que 
indica que "algo" de ese Poder Popular vive y camina. "Algo" de toda aquella experiencia 
está allí, fresca, viva y reclama, aún a tropezones, su espacio y lugar en la historia.
En lo electoral la derecha no pudo demostrar fraude ni nada parecido. Quedaron pataleando 
en el aire, pero lo cierto es que el pueblo venezolano eligió esta peculiar manera de 
hacerse oír y tratar de mantener lo fundamental de un proceso sobre el que tiene 
referencia, por más que hoy aparezca expresado de forma contradictoria, entreverado y por 
momentos falseado. Entonces, "algo" de ese protagonismo popular, elementos ideológicos, la 
producción, la distribución de bienes, autodefensa de comunidades, está presente y no es 
mera propaganda. Está claro que esos elementos deben accionar en un marco complejo y por 
momento nada favorable.
Pero "algo" de todo ese proceso tiene estatuto de realidad. Hay un pueblo en América 
Latina que sueña y acciona por construir "algo" distinto a la sociedad en la que vivimos. 
Ese "algo" puede progresar en un sentido o en otro. Depende del apoyo popular desde abajo 
de los pueblos latinoamericanos, que ese "algo" se transforme en pueblo fuerte camino de 
un auténtico Poder Popular sin tutela estatal alguna. Con un horizonte de socialismo en su 
mirada.
Los procesos históricos- sociales no son perfectos, no son de laboratorio. No salen de un 
manual. Son contradictorios, entreverados, altamente complejos, con la cultura propia de 
cada pueblo y con su historia. Pero son de los pueblos, de los oprimidos, de aquellos que 
han sido explotados y han sufrido saqueos, violaciones de todos sus derechos, 
persecuciones, muertes, cárcel, torturas. Esas experiencias de dolor y esperanza pueden 
abrir brecha, realizar rupturas y ser fuente de nuevos derroteros.
Más aún, cuando la derecha viene por todo, cuando interviene la potencia imperial mundial, 
para sumergir aún más lo que ellos consideran su "patio trasero", no podemos dudar de qué 
lado estar. No se trata de defender tal o cual gobierno. Para los anarquistas de FAU el 
centro de la discusión es cómo avanzamos los pueblos latinoamericanos hacia nuestra 
completa emancipación y libertad, cómo forjamos Pueblos Fuertes y avanzamos en la 
construcción de Poder Popular.
EN VENZUELA: NI YANQUIS, NI BUROCRATAS NI GUSANOS
Por la autodeterminación del pueblo
PODER POPULAR DESDE ABAJO!!
FEDERACIÓN ANARQUISTA URUGUAYA

https://www.facebook.com/notes/federaci%C3%B3n-anarquista-de-rosario/carta-opini%C3%B3n-noviembre/1426892920698890/


Más información sobre la lista de distribución A-infos-ca