(ca) Chile, periodico-solidaridad #33 - Trabajadores de la educación: perspectivas y balances para un año de lucha (en)

a-infos-ca at ainfos.ca a-infos-ca at ainfos.ca
Thu May 12 14:27:13 CEST 2016


Por Cristian Villablanca, Dirigente sindical, Integrante del directorio de la Federación 
de Trabajadoras y Trabajadores de la Educación (FTE) ---- ¿Cuáles son los desafíos que se 
abren con la Carrera Profesional Docente y la Ley de Inclusión? ---- ¿Cómo enfrentamos las 
próximas elecciones del Colegio de Profesores? ---- Las movilizaciones del año pasado son 
fundamentales para comprender el escenario actual. Allí el sector municipal lideró un paro 
histórico para nuestro gremio en contra la Carrera Profesional Docente (CPD). El nivel de 
masividad y adherencia a lo largo del país fue indiscutible, sin embargo, no se 
evidenciaron ganancias institucionales de este proceso, ya que el proyecto fue aprobado 
sin el consentimiento de la mayoría movilizada. Pero existe una ganancia cualitativa: la 
experiencia organizacional y en el nivel de conciencia de las y los trabajadores de la 
educación en el sector municipal y particular subvencionado.

Este año es importante para la clase trabajadora de Chile, en este sentido las y los 
trabajadores de la educación no podemos estar ausentes. La reforma laboral, la 
implementación de la CPD y la Ley de Inclusión serán factores políticos que cambiarán 
condiciones en los lugares de trabajo tanto en el área municipal como el particular 
subvencionado. Estar a la altura de estas circunstancias, implicará seguir impulsando la 
formación, reflexión política y la organización gremial desde abajo.

La aprobación de la CPD fue producto de una mala conducción del Colegio de Profesores, 
dejando en evidencia su cercanía al MINEDUC y su distancia hacia las y los docentes de 
Chile que rechazaban este proyecto de ley en un 97,40%, de acuerdo a la consulta nacional 
de mayo del 2015. Lo interesante es que a pesar de este gran rechazo, el Colegio de 
Profesores desde sus instancias de dirección no logró instaurar clausulas relevantes en el 
proyecto de ley. Al contrario, solo puso paños fríos para bajar movilizaciones y transar 
con el gobierno.

En el sector municipal se ha avanzado a pesar de que en términos jurídico-institucionales 
la Carrera Docente se implementará este año. Las ganancias cualitativas que hablábamos más 
arriba son las que debemos impulsar los sectores más activos y movilizados. No podemos 
dejar pasar el proceso de “politización de la reflexión pedagógica” (como lo plantea 
Construyendo Movimiento Docente Organizado de Santiago) o “trabajo político pedagógico” 
(concepto utilizado por el colectivo “Educar y Transformar” de Valparaíso). Este ejercicio 
de politizar la pedagogía y la reflexión en torno a ella, es una forma de empoderamiento 
necesario que hay que seguir impulsando por medio de talleres de formación, de debates en 
torno al curriculum sexista, construyendo propuestas para un nuevo proyecto pedagógico y 
avanzando en la formación y discusión política.

En términos organizativos son cruciales las elecciones del Colegio de Profesores de este 
año, hay una crítica a la actual dirigencia entreguista y coludida con el gobierno que se 
ha hecho evidente al interior del gremio. Por ello los sectores más activos debemos 
superar esta condición de disidencia y apuntar a disputar el Colegio de Profesores en las 
elecciones del 2016, sacando a las dirigencias de la Nueva Mayoría que no representan 
nuestros intereses. Para ello será fundamental la unidad de los sectores más activos, el 
trabajo desde las bases tanto en los colegios municipales, como en los particulares 
subvencionados para inscribirse y votar por nuevas apuestas.

En la escena de las y los trabajadores del sector particular subvencionado también se 
vienen panoramas difíciles para la organización con la implementación de la Ley de 
Inclusión. Ésta obligará a los particular-subvencionados a cambiar de figura institucional 
pasando a convertirse en corporaciones, fundaciones o colegios particulares pagados. Si 
ahora bien las relaciones contractuales no cambian según la ley, varios sostenedores ya 
están enunciando, el clima de incertidumbre, para balancear las negociaciones al favor de 
sus intereses.

La reforma laboral nos perjudicará, restándole poder a la negociación colectiva y al 
derecho a huelga, impulsando la desorganización y despolitización del gremio y demás 
sectores. Chile es el país con menor cobertura en negociación colectiva junto a EE.UU. 
según los datos de la fundación SOL del 2011, ubicándonos dentro de los países con mayor 
desigualdad en ingresos. Esta realidad estructural, en donde el 10% más rico gana un 26,5 
% más que el 10% más pobre, se quiere mantener con esta reforma laboral y con la CPD. 
Frente a este panorama, todos debemos seguir construyendo más sindicatos, fortaleciendo 
los que ya están armados e impulsar la unidad en la lucha y desde abajo de todas y todos 
los trabajadores de la educación y los demás sectores.

[Publicado en la edición N°33 de 
Solidaridad]://www.periodico-solidaridad.cl/2016/05/05/trabajadores-de-la-educacion-perspectivas-y-balances-para-un-ano-de-lucha/


More information about the A-infos-ca mailing list