(ca) anarkismo.net: Colombia, Declaración 1er Congreso Nacional Acción Libertaria Estudiantil (ALE) by Acción Libertaria Estudiantil (ALE)

a-infos-ca at ainfos.ca a-infos-ca at ainfos.ca
Sat Apr 30 07:16:40 CEST 2016


El pasado 11, 12 y 13 de diciembre de 2015 nos encontramos en la capital de Colombia, 
estudiantes de la Universidad Nacional sede Bogotá y la Universidad Pedagógica Nacional, 
que ya veníamos caminando y construyendo una apuesta de lucha libertaria desde estas 
universidades, y de la Universidad de Antioquia que sumamos nuestras manos dispuestas a 
echar a andar este proyecto en la ciudad de Medellín para llevar a cabo el 1er Congreso 
Nacional de Acción Libertaria Estudiantil (ALE). ---- A partir de este encuentro nos dimos 
a la tarea de construir puntos comunes en términos organizativos, tácticos y estratégicos, 
entre las montañas antioqueñas y la sabana bogotana, que nos permitiese, reconociendo las 
características de nuestras localidades, impulsar un proyecto de carácter nacional, el 
cual busque responder a la realidad del sector estudiantil y educativo, y aporte a través 
de la construcción de un pueblo fuerte a la transformación social en nuestro país.

“Instruyamos, porque necesitamos toda nuestra inteligencia.
Conmovámonos, porque necesitamos todo nuestro entusiasmo.
Organicémonos, porque necesitamos toda nuestra fuerza” -Antonio Gramsci-

“Fomentar toda clase de organizaciones populares es la consecuencia lógica de nuestras 
ideas básicas,? y por lo tanto debería ser una parte integral de nuestro 
programa...queremos que la nueva forma de vida surja del pueblo y corresponda a su estado 
de desarrollo y que avance al paso que ellos avanzan” -Errico Malatesta-

El pasado 11, 12 y 13 de diciembre de 2015 nos encontramos en la capital de Colombia, 
estudiantes de la Universidad Nacional sede Bogotá y la Universidad Pedagógica Nacional, 
que ya veníamos caminando y construyendo una apuesta de lucha libertaria desde estas 
universidades, y de la Universidad de Antioquia que sumamos nuestras manos dispuestas a 
echar a andar este proyecto en la ciudad de Medellín para llevar a cabo el 1er Congreso 
Nacional de Acción Libertaria Estudiantil (ALE).

A partir de este encuentro nos dimos a la tarea de construir puntos comunes en términos 
organizativos, tácticos y estratégicos, entre las montañas antioqueñas y la sabana 
bogotana, que nos permitiese, reconociendo las características de nuestras localidades, 
impulsar un proyecto de carácter nacional, el cual busque responder a la realidad del 
sector estudiantil y educativo, y aporte a través de la construcción de un pueblo fuerte a 
la transformación social en nuestro país.

Panorama general a inicios del 2016

-Nacional

El 2016 comenzó con la noticia del incremento en el gravamen del IVA que pasaría del16% al 
19%, lo cual generó un descontento popular, que se vio acrecentado por el pírrico 
incremento del 7% al salario mínimo, que equivale en moneda corriente a$1.500 pesos 
diarios, en un contexto en el que la inflación según el DANE llegó al 1,29%, con una 
acumulación anual de 7,45%. Asimismo, la venta ISAGEN produjo un ambiente de indignación 
general, que finalmente se tradujo en movilizaciones que si bien no tumbaron estas 
medidas, tuvieron la característica de juntar sectores tradicionalmente poco movilizados. 
A esto se sumó, el llamado a levantar un Paro Cívico Nacional de 24 horas para el 17 de 
marzo, donde el Comando Nacional Unitario (integrado por la CUT, CTC, CDP y los gremios de 
camioneros ACC, ATC, AMT y CCT) se hizo partícipe, acompañado de llamados a la 
movilización en las principales ciudades y algunas organizaciones rurales. Estas 
movilizaciones dejaron sobre la mesa el gran reto de construir agendas y rutas de comunes 
de acción en el movimiento social, y levantar un gran paro nacional que responda de manera 
efectiva el actual periodo que se presenta a nivel nacional.

Igualmente este inicio de año estuvo marcado por el cambio en las alcaldías y 
gobernaciones, que en mayor proporción fueron ocupadas por la Unidad Nacional y más 
específicamente por el Partido Cambio Radical, de donde es miembro el actual 
Vicepresidente Germán Vargas Lleras, quien se perfila como próximo candidato presidencial 
de la política santista. En el caso de la Alcaldía de Bogotá, se volvió a posicionar quien 
fue Alcalde en el periodo 1998-2000, y claro representante de la derecha: Enrique 
Peñalosa, quien se caracteriza por ser un defensor de la privatización de las empresas 
públicas estatales, y el uso constante de medidas represivas a través del ESMAD para hacer 
frente a las protestas que puedan ser levantadas desde diversos sectores sociales. 
Mientras que en la ciudad de Medellín subió Federico Gutiérrez, candidato que se presentó 
como independiente, pero que ha sostenido fuertes vínculos con sectores afines a Álvaro 
Uribe, el cual ha orientado sus acciones principalmente en disminuir la incidencia de las 
mal llamadas Bandas Criminales en la ciudad en especial en el centro, con el fin de dar 
seguridad, aunque es claro que estas no pretenden finalizar con la política del terror 
impuesta por estos grupos de tendencia paramilitar en la ciudad bajo el pacto del fusil.

Es preciso anotar que se ve próxima la recta final de los Diálogos de Paz que desde el 
2012 libran en La Habana la insurgencia de las FARC-EP y el Gobierno Nacional, conteniendo 
muchos interrogantes en cuanto al tema de dejación de las armas, la refrendación de los 
acuerdos, la materialización de lo discutido o la posibilidad real de participación de los 
insurgentes en un escenario político sin armas. Asimismo, después de grandes incógnitas 
sobre el futuro de los diálogos exploratorios entre el Gobierno y el ELN, se hizo público 
el anuncio de la proximidad de la instalación de la mesa de negociación que tendrá lugar 
en 5 países, sumado a la agenda de negociación que consta de 6 puntos. Ahora bien, la 
solución dialogada del conflicto armado con las dos guerrillas más importantes del país, 
más allá de dejar caminos claros, nos presenta un escenario de múltiples posibilidades, 
limitaciones y cuestionamientos. Es claro, que el hecho de que la doctrina militar del 
Estado se oriente ahora hacia la prevención de un posible enemigo interno, deja entrever 
que el movimiento social: sus luchas y apuestas, estarán en el foco de la política 
guerrerista de este país; esto sin contar que el auge y asentamiento en ciertas regiones 
de núcleos paramilitares, pone un gran obstáculo al fortalecimiento y avance de la lucha 
popular.

-Educativo-estudiantil

En el terreno de las universidades, nuestro principal escenario de lucha, el panorama se 
presenta bastante complicado, debido al declive y la profunda fragmentación que vive el 
movimiento estudiantil, que desde 2011 no ha logrado ninguna victoria palpable en las 
luchas que ha emprendido -más allá de experiencias concretas en un par de universidades 
como en la Universidad Distrital, que actualmente adelanta un proceso de reforma que 
vincula los distintos actores de la comunidad universitaria-, lo cual ha generado un clima 
de desazón y pérdida de legitimidad por parte de las organizaciones y colectivos 
estudiantiles que no han sabido afrontar esta crisis, así como la progresiva 
despolitización y desinterés por de las estudiantes hacia las problemáticas educativas que 
rondan como siempre en términos de financiación pública, autonomía, democracia, calidad y 
bienestar universitario.

Pero mientras el movimiento estudiantil se encuentra en una etapa de estancamiento, el 
Gobierno Nacional avanza en lo que ha llamado “Acuerdo por lo Superior 2034”, que recoge 
varias de las iniciativas que presentó en 2011 en el fallido Proyecto de Ley 112. Vivimos 
en un contexto donde el gobierno apunta al desarrollo de programas como “Ser Pilo Paga”, 
privilegiando los créditos condonables en su mayoría en universidades privadas a través 
del fortalecimiento del ICETEX, dejando entrever los objetivos de alianzas 
público-privadas en la Educación Superior en contraposición de brindar una plena 
financiación estatal a las IES; o el Decreto 2450 que busca reformar las licenciaturas a 
nivel nacional.

Casos concretos de estas iniciativas del gobierno nacional pueden verse en la Universidad 
de Antioquia donde los anuncios de cambio del reglamento estudiantil, la transformación 
organizacional del Estatuto Docente, y la continuación de un fuerte proceso del modelo de 
securitización en la que inició en 2010 junto con el de la Universidad Industrial de 
Santander, vislumbran varias de las propuestas del Acuerdo Por lo Superior; o en la 
Universidad Nacional donde al Plan Global de Desarrollo puede entenderse como los 
lineamientos locales en cuanto a concreción de las políticas educativas nacionales; la Ley 
de Inspección y Vigilancia de la Educación Superior, que ha iniciado procesos de 
seguimiento y cierre de aquellos programas e instituciones de Educación Superior que no 
cuenten con mínimos en términos de calidad académica y uso adecuado de recursos, tocando a 
universidades privadas como la Fundación Universitaria San Martín y otras más que hoy se 
encuentran en la mira del Ministerio de Educación Nacional (MEN), pero que puede 
extenderse a universidades públicas como la Universidad Distrital, donde la Ministra de 
Educación ha puesto sus ojos desde hace bastante tiempo, debido a la profunda corrupción 
que hace presencia en esta institución u otras de carácter regional como la Universidad 
del Tolima (UT), que hoy vive una crisis financiera debido al desvío de dineros y los 
reducidos ingresos del presupuesto público, que hoy la llevan a la imposibilidad de 
contratar docentes para su normal funcionamiento.

No obstante a pesar de este difícil escenario, el movimiento estudiantil se niega a 
claudicar y apuesta por levantar escenarios de lucha y organización. Ejemplo de ello son 
el Encuentro Nacional de Estudiantes de Licenciatura (ENEL) que busca juntar a diversas 
universidades y hacer frente a la reforma de licenciaturas impulsadas desde el Gobierno; 
las luchas emprendidas por estudiantes y algunos sectores sociales en defensa de la salud 
y los hospitales universitarios como han sido los casos del Hospital Universitario del 
Valle (HUV) o el Hospital Universitario Nacional (HUN); o el Encuentro de Iniciativas 
Estudiantiles de la UN en Bogotá que apuesta por construir escenarios de encuentro y 
coordinación entre diversos procesos estudiantiles de base de esa sede.

Nuestro programa

Como organización de tendencia que trabaja en el sector estudiantil, reconocemos la 
importancia de construir un programa que integre elementos comunes a toda la organización 
como una apuesta política, unos principios políticos y organizativos, una estructura 
organizativa, unos lineamientos estratégicos y unas tácticas, que apuntando a la unidad 
reconozca las realidades locales. En ese sentido declaramos:

-Apuesta política, principios y estructura organizativa

Reafirmamos que nuestra apuesta política bebe de las experiencias de la corriente 
Comunista Libertaria. Apostamos por la construcción de espacios de organización popular y 
de lucha contra el Estado, el capitalismo, el patriarcado y cualquier tipo de opresión 
social. Nos reunimos alrededor de unos principios políticos y organizativos que orientan 
nuestra praxis cotidiana, reconociendo como fundamental continuar aterrizando y 
caracterizando dichas ideas políticas en nuestras realidades concretas, buscando 
trascender el plano discursivo y de la enunciación. Es así, que tenemos como apuesta 
colectiva profundizar en torno al: ecologismo social y el antiespecismo; la acción directa 
popular; el clasismo; y la multisectorialidad de las luchas y la interseccionalidad de las 
opresiones, contextualizándolos en la lucha estudiantil, educativa y popular.

Edificamos nuestra estructura organizativa bajo un modelo federalista de abajo hacia 
arriba, que contiene diversas instancias de deliberación y decisión colectiva expresadas 
en reuniones locales, asambleas generales, encuentros nacionales y congresos nacionales. 
Ratificamos el modelo de secretarías internas que respondan a tareas concretas dentro de 
la organización, y con autonomía relativa. Así como la construcción de un mecanismo de 
decisión colectiva que nos permita tener unidad programática y permita la participación 
integral de cada una de las militantes.

Concebimos, que la estructura organizativa no debe en ningún momento limitar el accionar 
de la organización y/o de sus militantes, sino por el contrario debe ser una herramienta 
que nos permita viabilizar nuestras apuestas, evitando tanto la desorganización y 
descoordinación, las prácticas jerárquicas y autoritarias, e instancias innecesarias que 
crean mecanismos pesados y poco prácticos para la realidad organizativa puntual, que 
conllevaría a la burocratización de la organización. Así, definimos nuestra estructura 
atendiendo al nuevo carácter de nuestra organización que es a nivel nacional. Creemos que 
es preciso optar por un modelo organizativo que responda y sea coherente con nuestra 
praxis política.

-Lineamientos Estratégicos

Hemos definido que nuestro programa debe contener unos lineamientos estratégicos que nos 
sirvan de horizonte en el desarrollo de nuestro proyecto. En ese sentido, para el actual 
periodo creemos conveniente continuar con los lineamientos construidos desde nuestra 
constitución:

El Trabajo Organizativo de Base, el cual nos permitirá consolidar espacios de encuentro 
gremial que apuesten por defender y construir una propuesta de educación distinta e 
incentivar la crítica con aquellas que nos encontremos a través de la deliberación y el 
debate. La construcción de Poder Estudiantil para el Poder Popular, que desde una 
perspectiva anti-autoritaria busca la construcción de otro poder ejercido desde las 
oprimidas, que pueda disputar la orientación de cada esfera de la vida social; en nuestro 
caso aportar desde el ámbito educativo y estudiantil. La unidad estudiantil democrática, 
que reconocemos como una tarea urgente dentro del campo estudiantil. Nuestra apuesta es 
por la construcción de espacios unitarios entre las estudiantes como garantía y condición 
necesaria para dotar de fuerza y contundencia las luchas como sector definamos 
desarrollar. La unidad multisectorial, que reconoce la importancia de construir caminos 
comunes con otros sectores en lucha. Entendemos que para avanzar en la lucha popular es 
preciso partir desde una perspectiva que complejice y relacione los diferentes ejes de la 
dominación social (capitalismo, patriarcado, racismo) y los combata en su conjunto desde 
la comunión unión con otros sectores históricamente oprimidos y marginados. La creación de 
un proyecto político libertario, que entendemos como la consolidación de un espacio de 
confluencia entre las diferentes propuestas libertarias y autónomas activas en el campo 
popular, que apuesten por la construcción de un pueblo fuerte en Colombia, Latinoamérica y 
el mundo, desde una praxis libertaria.

Nuestras actividades

Dentro de nuestras actividades a nivel nacional ubicamos apuestas a nivel social y a nivel 
político-social; de formación, agitación, solidaridad y coordinación; a nivel local, 
nacional e internacional.

En primer lugar, a nivel social reafirmamos como organización estudiantil nuestra apuesta 
por el Trabajo Organizativo de Base, que se materializa en la construcción de organismos 
de discusión y deliberación entre las estudiantes en cada universidad en la que hagamos 
presencia, que hoy se orienta en la creación y fortalecimiento de Consejos Estudiantiles y 
escenarios de articulación, con el fin de salir de la fragmentación organizativa en la que 
se encuentra el movimiento estudiantil en Colombia, avanzar en las luchas reivindicativas 
del sector estudiantil y educativo, así como en la generación de poder popular dentro de 
dichas instituciones.

En segundo lugar, en el transcurso del año a nivel nacional, impulsaremos escenarios de 
memoria, formación y agitación como el Marzo de Lucha y Feminista cuya bandera es la 
construcción de un movimiento estudiantil antipatriarcal y una educación no sexista; el 
1ero de Mayo cuyo propósito es defender la propuesta de la unidad obrera, estudiantil y 
popular, así como el desarrollo de un movimiento estudiantil clasista; el 8 y 9 de junio, 
cuyo fin es la apropiación crítica de la historia de luchas del movimiento estudiantil; 
conmemoración 80 años de la Guerra Civil o Revolución Española, entendiéndolo como un 
proceso histórico de gran importancia dentro de las resistencias populares, que pueden 
aportar elementos a las luchas de hoy; Noviembre Anti Sexista que tiene como apuesta la 
lucha contra la violencia hacia las mujeres dentro y fuera de la universidad; y el impulso 
de unas Jornadas Libertarias que nos permita generar escenarios de encuentro, avanzando en 
nuestro proyecto político libertario.

Estaremos atentas para desarrollar actividades de visibilización y solidaridad con los 
sectores populares en lucha, prestando especial atención al proceso revolución que hoy 
desarrolla el pueblo kurdo en la región de Rojava. Asimismo, apostaremos a participar como 
organización en el Encuentro Latinoamericano de Organizaciones Populares Autónomas 
(ELAOPA) que se llevará a cabo en 2017 en Uruguay.

Todas actividades tienen el fin no sólo de mantener viva la discusión, sino dar paso al 
nacimiento de nuevos planteamientos que se puedan articular en la lucha y dar paso a 
prácticas que logren materializar aquello a lo que estamos apostando.

En tercer lugar, participaremos en las diversas iniciativas de resistencia que se gestan 
desde los diversos sectores en lucha del país, para ir materializando esa unidad efectiva 
a la que le apostamos a partir del reconocimiento desde la palabra y la acción. Sabemos 
que si bien nuestro escenario principal de lucha son las universidades, es en el encuentro 
con diversos sectores oprimidos y marginados que podremos construir ese mundo nuevo que 
llevamos en los corazones.

Finalmente para dar paso a un nuevo comienzo, esperamos seguir uniendo manos, ideas y 
fuerzas con todas aquellas personas y procesos que se encuentren afines con nuestra praxis 
política, encontrándonos en la lucha, la confianza y la solidaridad para seguir avanzando 
en la construcción de un proyecto político libertario que apueste a construir un pueblo 
fuerte. Sólo nos queda continuar nuestro combate, siempre llenos de fe, llenos de 
entusiasmo. (…) Es lo que piensan también cuantos tengan sentido de la dignidad y de la 
compasión humanas y quieran dedicarse a la lucha por el bien de todos.

¡Luchar para Estudiar, Estudiar para Luchar!
¡Arriba las que luchan!

Acción Libertaria Estudiantil (ALE)
Proceso Nacional, 2016

Related Link:
https://alestudiantil.wordpress.com/2016/04/25/declaracion-1er-congreso-nacional-ale/

http://www.anarkismo.net/article/29250


More information about the A-infos-ca mailing list